Se vive solo una vez

se-vive-una-vez

Este mundo promociona el lema de “se vive sólo una vez”. Ya que nuestro tiempo es limitado, ¿no debiéramos ser muy cuidadosos acerca de cómo vivimos esta única vida?

Una de las personas más influyentes en el mundo actual es una joven mujer que se llama Miley Cirus. Es una popular actriz y cantante, que se ha convertido en un ejemplo por romper los límites y desafiar las normas sociales. En contraste con las mujeres que históricamente han roto barreras y han hecho cosas positivas (tal como Amelia Earhar y Jane Austen), la señorita Cyrus ha roto las barreras al desafiar los códigos básicos de la moralidad y la decencia.

Esta joven celebridad se ha convertido en la representante de una mentalidad que es común en medio de la generación más joven: la mentalidad conocida como “se vive sólo una vez”.

La canción de Miley Cyrus, “No podemos parar” es un resumen perturbador de esta perspectiva moderna de la vida. En una cápsula, la canción describe la teoría de que las personas deberían ser libres para hacer lo que quieran y no tener que pensar en que alguien los pueda juzgar por ello.

La señorita Cyrus describe sus pensamientos en su canción al anunciar: “Creo que esta canción es muy buena para ellos (mis admiradores) y la forma en que siento —que no puedo parar de ser quien soy y que ellos deberían ser lo que son y que ellos no pueden parar y nadie nos puede parar… es realmente una canción muy inspiradora para mis admiradores. No nos importa, hacemos lo que queremos”.

No sólo sus palabras son influyentes, sino que además la forma en que Miley Cyrus se presenta a sí misma está afectando la mente de las jovencitas en la actualidad. Su influencia —desde su vestimenta reveladora hasta su danza sexual— está corrompiendo la mente de las jovencitas y mostrándoles que la propiedad y la modestia son valores del pasado. Su mensaje es exactamente lo que ella dijo en la cita anterior: “Podemos hacer lo que queramos”.

Una vida descuidada

La filosofía detrás de “se vive sólo una vez” es que las personas deben botar la precaución al viento y disfrutar la vida como ellas quieran, sin importar las consecuencias. Esta forma de pensar borra cualquier límite claro entre el bien y el mal, la responsabilidad y la irresponsabilidad, la inteligencia y la idiotez. Lo que Miley Cyrus y aquellos que abrazan esta forma de vida demuestran, es que usted vive sólo una vez, entonces haga lo que se sienta bien y disfrute la vida.

Esta mentalidad les da a las personas una excusa para vivir de manera descuidada. Es únicamente la idea de ser temerario —haga lo que usted quiera sin importar las consecuencias y cómo otros se afectan por sus acciones. Es completamente contraria a los valores que Dios quiere que tengamos. “El que guarda el mandamiento guarda su alma; mas el que menosprecia sus caminos morirá” (Proverbios 19:16).

Es decirle a las personas cuándo deben aplicar el lema “se vive sólo una vez”. No es cuando usted tiene que estudiar toda la noche para las pruebas del colegio, tratando de alcanzar un grado, que usted vive sólo una vez. No es cuando usted es consciente de su comportamiento y trata de causar una buena impresión e influencia positiva en los demás que usted vive sólo una vez. No es cuando usted se sacrifica y planea para su futuro que usted vive sólo una vez. No es cuando usted es cuidadoso y discierne acerca de con quien se va a casar para poder tener un matrimonio feliz y duradero que usted vive sólo una vez.

En vez de esto, se utiliza cuando usted quiere una excusa para ser estúpido, perezoso y temerario —tal como cuando toma ése cuarto trago de whiskey que alguien le ofrece en la fiesta.

La vida es limitada —¡saque el máximo de ella!

Dejar la mentalidad de “se vive sólo una vez” no nos hará unos ermitaños o ineptos sociales. No hay nada malo en disfrutar la vida, especialmente cuando somos jóvenes. Pero todo debe ser hecho de una forma equilibrada, que le agrade a Dios. Este equilibrio debe incluir respeto por otros y por la autoridad, aunque esto sea algo opuesto a lo que la sociedad nos diga que debemos hacer.

Vivir la vida haciendo lo que queramos no nos va a llevar a ninguna parte. Pero vivir la vida trabajando con diligencia, dedicación, paciencia y con un alto estándar de moralidad y de comportamiento nos puede dar una vida llena de diversión, entusiasmo y plenitud (Juan 10:10).

Si bien la frase “se vive sólo una vez” puede ser utilizada por razones erróneas, contiene algo de verdad. La Biblia nos dice que la vida física es limitada.

Debido a que nuestra vida física es limitada, se nos exhorta a que: “Mirad, pues, con diligencia cómo andéis, no como necios sino como sabios, aprovechando bien el tiempo, porque los días son malos” (Efesios 5:15-16). La vida es algo más que darle rienda suelta a lo que queremos hacer. Como Hebreos 9:27 lo explica: “Y de la manera que está establecido para los hombres que mueran una sola vez, y después de esto el juicio”. Debemos esforzarnos por vivir sabiamente y usar de forma adecuada nuestro tiempo. CA

—Por Charisma Lawler

Comparta este artículo!
Posted in 2014, Sal y Luz